Home » 2º ESO » Técnicas de Medicina en la Edad Media

Técnicas de Medicina en la Edad Media

 

Operación de cataratas. Siglo XV

Autor: Chicaurbana

Fuente de la imagen: http://paginasarabes.com/2016/06/12/el-origen-de-la-medicina-arabe-parte-2/

Consistía en insertar un instrumento afilado, cuchillo o aguja larga, a través de la córnea y forzar así la lente del ojo para su extracción (todo esto sin anestesia). Una vez que la medicina islámica se esparció por la Europa medieval, la operación de cataratas mejoró. Se insertaba una jeringa metálica hipodérmica y hueca a través de la esclerótica (parte blanca del ojo) y se extraía con facilidad y apenas dolor

Los ojos en la medicina <http://helvia.uco.es/xmlui/bitstream/handle/10396/9034/due%C3%B1as29.pdf?sequence=1&isAllowed=y>

La peste negra en la Edad Media

Autora: Carmen Gallego López, 1ºA (2015/16).

La Edad Media es un periodo histórico que abarca desde el siglo V, con la caída del Imperio Romano, hasta el siglo XV (con la caída del Imperio Bizantino, descubrimiento de América, invención de la imprenta, etc.) En esta época tuvo lugar la mayor epidemia de peste de Europa, que estalló concretamente entre 1346 y 1347, llevándose consigo a cerca de la mitad de la población total de Europa. Esta enfermedad, conocida como “La Peste Negra”, había tenido una primera aparición durante el siglo VIII en época de Justiniano por los Balcanes, y desde entonces no se habían tenido más noticias de ella.

peste_2

La peste negra es producida por el Yersina Pestis, un bacilo que se encuentra en las pulgas de las ratas, cuando dicha pulga picaba a una persona, o esta sufría algún corte en la piel de materiales contaminados, el bacilo se transmitía y se padecía dicha enfermedad. Una vez infectada la persona, empezaba a tener fiebre, dolores de cabeza, náuseas, escalofríos, a tener debilidad y se les hinchaban y dolían los ganglios debido a que las bacterias se trasladaban hasta un nódulo linfático. A esta peste bubónica se le denominó con el nombre de peste negra debido a que a los infectados presentaban marcas oscuras en la piel.

peste_6El origen de esta enfermedad se conoció en 1894, por Alexandre Yersin pero en aquella época, ante lo desconocido y la necesidad de buscar un culpable, se le atribuyó diversos orígenes como era por razones geológicas o astrales (todas ellas causadas por una castigo divino), o incluso pensaron que era por envenenamiento por parte de los judíos, ya que el número de judíos infectados fue inferior que el de cristianos, pero esto era debido a sus mejores condiciones higiénicas. También se le echó la culpa a los extranjeros y peregrinos.

La gente vivió una época de gran horror debido a la peste negra, se refleja en diferentes textos, como en la del cronista florentino que cuenta “Todos los ciudadanos hacían poco más que cargar cadáveres para que fueran enterrados (…). En cada iglesia cavaban profundas fosas hasta la napa de agua; y así, aquellos que eran pobres y morían durante la noche, eran recogidos rápidamente y arrojados a la fosa. Por la mañana, cuando un gran número de cuerpos se hallaba en la fosa, tomaban un poco de tierra y la echaban con palas sobre ellos; más tarde otros cadáveres eran depositados sobre ellos y entonces ponían otra capa de tierra, tal como uno hace lasaña con capas de pasta y queso.”

Su gran extensión se debió al auge de las relaciones comerciales internacionales, las ratas afectadas viajaban en los barcos y se extendían así por diferentes países, provocando a veces la muerte de todos los tripulantes antes de llegar a tierra. La peste negra provocó un gran caos en la población, afectando a todas las personas independientemente de su edad o rango social, esto provocó diferentes reacciones en la población: Unos se entregaron más a Dios al pensar que este les castigaba por un mal comportamiento de la humanidad y muchos otros huían, sin embargo solían llevar consigo en sus ropas o equipaje la pulga portadora de la enfermedad, por lo que contribuían a su propagación.

las_ratas_devoran_a_un_difunto_1000x372

La medicina no consiguió hacer nada y no encontraba una explicación a este hecho, y muchos médicos fueron infectados al atender a sus pacientes. Se tomó como una medida aislar a los pacientes infectados durante un periodo de cuarenta días (de donde proviene el término de cuarentena) y hasta entonces, cuando consideraban que ya no era peligroso, no entraban en contacto con él. Lo mismo hicieron con aquellos barcos donde había algún tripulante enfermo, les dejaban cuarenta días en alta mar y si había algún superviviente le dejaban volver.

Esta enfermedad tuvo rebrotes ocasionales de no más de dos años y locales y reaparecía cada pocos años, extendiéndose hasta el siglo XVIII y existiendo hoy en día algunos casos controlados, la mayor parte de ellos en Estados Unidos, Madagascar, China, India y América del Sur.

Fuentes

Benedic


1 comentario

  1. Os indico algunos errores del dossier:
    -El enlace a la fuente de la imagen de la operación de cataratas está bien hecho, pero su autor no es Chicaurbana, sino quien dibujara la miniatura en el siglo XV. La cita tampoco es completa; hubiera debido quedar así:
    Camilo Álvarez de Morales, “El origen de la medicina árabe”, Páginas Árabes – Portal de cultura árabe http://paginasarabes.com/2016/06/12/el-origen-de-la-medicina-arabe-parte-2/
    -No citáis el artículo que usáis como fuente para describir la operación de cataratas en la medicina islámica, del que, esta vez sí, es autora Chicaurbana:
    “Diez tratamientos médicos de la Edad Media”, blog Chica Urbana, https://elblogdechicaurbana.wordpress.com/2009/06/08/diez-tratamientos-medicos-de-la-edad-media/ Además esta fuente no es fiable, por lo que habéis hecho bien en buscar otra fuente (la siguiente) para contrastar la información.
    -No comentáis el último artículo, que tampoco está citado de modo completo:
    Ángel Fernández Dueñas, “La vida en los ojos (III): Los ojos en la Medicina”, Boletín de la Real Academia de Córdoba, de Ciencias, Bellas Letras y Nobles Artes, n.149 (2005) http://helvia.uco.es/xmlui/bitstream/handle/10396/9034/due%C3%B1as29.pdf?sequence=1&isAllowed=y Aunque es muy extenso, las partes dedicadas a la oftalmología medieval, en particular la islámica, son breves y fáciles de localizar buscando por palabra.
    -La parte final es un corta y pega sin editar del artículo:
    Carmen Gallego López, “La peste negra en la Edad Media”, blog Gomeres – Salud, historia, cultura y pensamiento http://index-f.com/gomeres/?p=1108
    Os recuerdo que esta fase del trabajo consistía en seleccionar y comentar la información aportada por cada recurso digital. Y que debíais concretar el tema, objetivo del que os desviáis con esta nueva línea de investigación, no relacionada con la oftalmología.

    Os recomiendo que en la exposición oral os centréis en la oftalmología medieval, para la que ya habéis reunido tres recursos digitales; aunque la información con la que contáis todavía es muy escasa. Podrías investigar sobre los instrumentos quirúrgicos o los cirujanos medievales que trataron las cataratas (Dueñas cita la obra de Pablo de Egina, médico bizantino), así como buscar alguna imagen más y explicar qué son las cataratas -un punto importante. Procurad esmeraros en esta última fase, pensando en los compañeros que oirán la exposición oral. ¡Seguro que conseguís algo digno!
    Y recordad que estamos aprendiendo, y que los errores nos ayudan a mejorar.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Perfil público

 

www.000webhost.com